Preguntas frecuentes: cuidadores de la familia y la COVID-19

1. ¿Qué es la COVID-19?

La COVID-19 es una infección provocada por un virus. El virus apareció por primera vez a fines de 2019 y ya se ha propagado a todo el mundo.

2. ¿Por qué hay tanta preocupación respecto a la COVID-19?

No existe una vacuna ni un tratamiento para la COVID-19. Aunque la mayoría de las personas que se infectan tiene una enfermedad que es como un resfrío o la gripe, una pequeña cantidad tiene una enfermedad más grave, que puede ser potencialmente mortal. Es más probable que la enfermedad grave la sufran las personas mayores y aquellas con afecciones como diabetes.

3. ¿Cómo sabe una persona si tiene la COVID-19?

Si una persona se siente afiebrada o la temperatura tomada con un termómetro es superior a 100.40, o si tiene tos, dolor de garganta o falta de aire, es posible que tenga la COVID-19.

4. ¿Cómo se propaga la enfermedad?

Una persona puede propagar la COVID-19 a través de la tos o los estornudos que se pulverizan y llegan a la cara de otra persona. Una persona puede contraer el virus si toca un objeto que había sido contaminado por alguien con COVID-19 y luego se toca la cara.

5. ¿Qué estoy intentando hacer como cuidador?

Como cuidador, usted debe hacer TRES cosas. En primer lugar, debe protegerse a usted mismo del contagio del virus. En segundo lugar, debe cuidar a su familiar si desarrolla la COVID-19. En tercer lugar, debe determinar si está contrayendo la COVID-19 y, si la respuesta es afirmativa, debe cuidarse y tomar precauciones para no propagar el virus a los demás.

6. ¿Qué debo hacer para reducir las posibilidades de infectarme?

Las siguientes son recomendaciones para todos:

  • Distanciamiento social: manténgase a 6 pies de distancia de las demás personas.
  • Lavado de manos: lávese las manos con frecuencia, especialmente si está al aire libre. Cuando se lave las manos, use jabón y frote todas las superficies durante al menos 20 segundos.
  • Uso de desinfectante de manos: si no puede lavarse las manos con agua y jabón, use un desinfectante de manos que contenga al menos un 60% de alcohol; frótese todas las superficies de las manos hasta que estén secas.
  • Intente no tocarse los ojos, la nariz ni la boca.
  • No comparta vasos, platos, utensilios ni toallas con ninguna otra persona.

7. ¿Qué debo hacer para reducir la posibilidad de que mi familiar contraiga la COVID-19?

Antes de permitir que otras personas visiten su casa, debe determinar si podrían estar enfermas.

  • Pregúnteles a los visitantes si se sienten afiebrados o tienen tos, dolor de garganta o falta de aire. Si la respuesta es Sí, deberían irse a sus casas y mantenerse alejados de las demás personas.
  • El estado de New York también ha indicado algunas normas específicas, llamadas "Ley de Matilda", que se aplican a su familiar.
    • Permanezca en el interior, no visite viviendas con varias personas, salga solo para hacer ejercicio en solitario y no use el transporte público a menos que sea absolutamente necesario.
    • Su familiar debe siempre permanecer a, al menos, seis pies de distancia de otras personas, de ser posible.
    • Además de las preguntas sobre los síntomas, trate de examinar a todos los visitantes y asistentes al tomarles la temperatura (no deben entrar a su casa si esta es superior a 100.40).
    • Su familiar debe usar una mascarilla cuando esté en compañía de otras personas, de ser posible, y, en la mayor medida posible, todas las personas en las cercanías también deben usar una.

8. ¿Qué debo hacer si mi familiar tiene la COVID-19?

  • Si su familiar se enferma, usted debe hacer lo siguiente:
  • Mantener a la persona en una habitación, lejos de usted y de otras personas, tanto como sea posible; de ser posible, haga que use un baño separado.
  • No comparta vasos, platos, utensilios ni toallas.
  • Si tiene mascarillas disponibles, hágale usar una cuando haya otras personas cerca, y usted debe usar una cuando esté en la misma habitación.
  • Los pañuelos son para toser o estornudar y se deben desechar en una bolsa plástica.
  • Si la persona puede lavarse las manos, o usar desinfectante de manos, debe hacerlo.
  • También debe lavarse las manos con frecuencia o usar desinfectante de manos si no puede lavárselas.
  • Todos los días, debe limpiar las mesadas, mesas y perillas con un limpiador doméstico.
  • Si la ropa para lavar está sucia, use guantes desechables y mantenga los elementos sucios alejados de su cuerpo. Lávese las manos de inmediato tras quitarse los guantes.
  • Mantenga a los visitantes lejos de su familiar.
  • Asegúrese de que la persona enferma beba mucho líquido. Puede usar medicamentos de venta libre, como el acetaminofeno (Tylenol®), para la fiebre y el dolor.
  • Tome la temperatura de la persona enferma todos los días, antes de administrarle el medicamento para la fiebre.
  • Comuníquese con su médico y obtenga ayuda si su familiar desarrolla síntomas de agravamiento, como fiebre alta o falta de aire; acuda a la sala de emergencias del hospital solo si un médico lo recomienda o si se agrava el cuadro de la persona enferma. Para la mayoría de las personas, la COVID-19 dura una semana o dos. Puede dejar de tratar a su familiar por una infección de COVID-19 activa cuando no haya tenido fiebre por 3 días sin tomar medicamentos para fiebre, Y los demás síntomas, como la tos, mejoren, Y haya transcurrido al menos 1 semana desde que los síntomas comenzaron.

9. ¿Qué debo hacer para determinar si tengo la COVID-19?

Debido a que la COVID-19 puede ser leve, debe “autocontrolarse” todos los días. Esto significa estar atento a cómo se siente para poder darse cuenta de que podría tener la infección, incluso si no tiene muchos síntomas.

  • Si se siente afiebrado, o tiene dolor de garganta o tos, o algo de falta de aire, es posible que tenga la COVID-19.
  • Otra cosa que puede hacer es tomarse la temperatura una vez al día; si es superior a 100.4º, es posible que tenga la enfermedad.

10. ¿Qué debo hacer si considero que podría tener la COVID-19?

Si se enferma, o considera que podría estar enfermándose, no salga de su casa y manténgase alejado de los demás, incluso de los miembros de su familia.

  • Todo lo descrito en el Número 8 de arriba se aplica a usted en caso de que se enferme.